La soledad del emprendedor

La soledad del emprendedor

La soledad colectiva existe. Calles vacías, locales cerrados. Dificultades para conseguir insumos y para transportar productos. Temor al contacto humano. Listas de pedidos vacías. La cuarentena por la Covid – 19 puso los sueños de varios emprendedores en pausa. Las historias de House Design y Armadogs lo demuestran.

 

House Design

Kathe es diseñadora de espacios comerciales. Cuando terminó de estudiar no ejerció su oficio, prefirió sumarse al emprendimiento de Camilo, su esposo, en aquel momento,  la venta de zapatos.

Aunque ella era de mucha ayuda para su esposo, él siempre le decía que no perdiera la oportunidad de ejercer lo que había estudiado, no quería que su talento se perdiera.

Kathe decidió probar. Su primer cliente, un centro de estética. El resultado: felicidad total. Para el cliente y para ella. Una cosa llevó a la otra, primero eran solo diseños, luego fueron obras, al principio pequeñas intervenciones, luego casas enteras. En ese viaje involucró a su esposo. Le pidió que aprendiera y la acompañara. Él lo hizo. Desde cero. Cuando nació Marco hijo de ambos se encargó de le empresa, su nombre: House Design.

Las cosas en el 2020 marchaban bien. Hasta que llegó la Covid -19. Las cotizaciones dejaron de ser solicitadas, los pedidos comenzaron a ser suspendidos. Se quedaban solos en medio de una ciudad paralizada.

Un año atrás Kathe había identificado una nueva pasión: la repostería. La practicaba como pasatiempo. Nuevamente su esposo la impulsaba. La animaba a salir a la luz, a someter sus productos a la prueba más exigente: los clientes.

Empezó por la familia con su especialidad, los alfajores, sin proponérselo surgió un primer pedido: 500 unidades. Hacerlos fue todo un desafío, su horno pequeño, solo sacaba tandas de 30 unidades. Nuevamente lo uno llevó a lo otro, el rumor se expandió. Globo repostería empezaba a emerger en el mercado.

De suplente a titular. De ser el negocio familiar secundario a generar los ingresos para soportar la cuarentena. Los primeros días fueron duros. Nadie hacía pedidos. Esperar no era la estrategia adecuada.

Las redes sociales fueron el escenario para que Kathe improvisara su talento ante las cámaras. La primera receta, un arroz con leche para que las mamás cocinaran con sus hijos en casa. Más de mil reproducciones, felicitaciones y la solicitud de una torta por parte de una influencer. Ese fue el trampolín para que Globo despegara.

¿Quieres saber más? Visita House Design y Globo Repostería en Instagram.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Katherin Garcés (@globoreposteria) el

 

Armadogs

Dos amigos de esos que crecieron juntos y son cómplices de la vida. Santiago y Pablo tuvieron una idea generada por la casualidad. El reporte de que un local había quedado desocupado y muy bien ubicado, a dos cuadras del parque de Envigado, fue el combustible de un sueño.

Uno chef y el otro ingeniero industrial. Querían probar suerte. Armadogs su propuesta. Perros calientes pequeños y de bajo costo, con una barra libre de toppings para acompañarlos. Innovación en ingredientes, cebolla en vino tinto, puerro, ensalada de coleslaw y guacamole de la casa,  los experimentos culinarios más especiales.

Meses de adecuaciones al sitio, tiempo y dinero invertido. Un día de apertura, 20 días de éxito y ya casi 60 de incertidumbre. Llegó la Covid -19 en el momento menos esperado. Justo cuando Armadogs se posicionaba en el mercado.

Cerrar, seguir pagando arriendo, reinventar el modelo para no extinguirse. Comprar cajas, salseros, panes y salchichas. Aparecer en redes sociales, enviar su producto con todas las condiciones de higiene a domicilio.

El reto más grande, burlar la barrera de la primera vez, porque el que prueba un Armadogs siempre vuelve. Minimizar al máximo los gastos, tener confianza y mantener una moral que a veces flaquea.

Esperar con paciencia y negarse a abandonar el proyecto, situaciones que en esos momentos de soledad mantienen a los emprendedores vivos.

¿Quieres saber más? Visita Aramadogs en Instagram.

***

En soledad… nos armamos de coraje para cumplir con nuestros propósitos.

***

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Armadogs 🌭 (@armadogs_col) el

¿Qué momento de soledad te ha hecho más fuerte?

***

Te puede interesar: Carta a mi hijo, el emprendedor que conoció las dificultades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La soledad colectiva existe. Calles vacías, locales cerrados. Dificultades para conseguir insumos y para transportar productos. Temor al contacto humano. Listas de pedidos vacías....
" />