“El camino que atravesaba el bosque”

ilustración rudyard kipling
Un poema de Rudyard Kipling que refleja la fascinación del hombre por la naturaleza.

La naturaleza es capaz de recordar lo que nadie ha visto jamás, trasciende orígenes y finales; da vida en lugares impensados o arrasa civilizaciones enteras. Es el origen y madre de todo lo existente en el planeta.

El camino que atravesaba el bosque

Cerraron el camino que atravesaba el bosque
hace ya setenta años.
El mal tiempo, la lluvia, lo han borrado.
Y ahora nadie diría que una vez,
antes de que arraigasen los árboles, incluso,
hubo un camino aquí, atravesando el bosque.
Está bajo el brezal y las anémonas,
lo tapan los arbustos;
y solo el viejo guarda
sabe que, donde anidan los torcaces
y el tejón se revuelca, hubo un camino
que atravesaba el bosque.
Pero si vas allí
en verano, ya tarde, cuando el aire
de la noche se enfría en los estanques
donde nadan las truchas y las nutrias
llaman a sus parejas sin temer a los hombres
que no han visto jamás,
oirás-si vas allí- el trote de un caballo
y el roce de una falda en las hojas mojadas
abriéndose camino
por la oscuridad, como
si conocieran, ellos,
el camino que atravesaba el bosque,
ahora que ya no existe ese camino
que atravesaba el bosque.

Buena idea

Leer los libros de Kipling en las bibliotecas de Comfama, por ejemplo, en La Ceja, puedes encontrar “Kim” y en San Ignacio los famosos “Cuentos de la selva”.

 

Regresa: Naturaleza Comfama 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Un poema de Rudyard Kipling que refleja la fascinación del hombre por la naturaleza.
" />