Compra a un clic… ¡pero hazlo seguro! :)

Rawpixel.com
Adquirir un producto o servicio por Internet desde tu casa u oficina ha tomado cada vez más fuerza. Pero la seguridad en estas transacciones es vital para que tu experiencia como usuario sea la mejor.

¡Sigue estos consejos para que tus compras online no sean un dolor de cabeza!

Primero, entremos en contexto. El acceso permanente a dispositivos móviles conectados ha transformado nuestros hábitos. Comprar sin tener que desplazarte es una de las ventajas que nos ha traído la tecnología que se denomina ecommerce, la que alcanza un crecimiento del 40% en Colombia y que en tres años se aceleraría hasta el 50%.

¿Sabías que el 76% de los usuarios activos de Internet en Colombia han comprado por este medio?

Así es. Y como vemos, las cifras van en aumento, por eso aprovechemos y conozcamos cómo podemos ser más precavidos y cuidar nuestro dinero:

1- Utiliza una conexión a Internet segura. ¡No te pegues a una red desconocida!

2- Evita comprar utilizando enlaces de correos y anuncios. ¡Entra directamente a tu navegador preferido!

3- Infórmate sobre el sitio donde realizarás la compra, busca referencias de otros compradores y lee las condiciones de venta y las políticas de devolución. Si no están lo suficientemente claras, no confíes.

4- Verifica que la web sea segura. Por ejemplo, si la dirección empieza con https es una buena señal, pues la s es la garantía de que los datos están cifrados con el protocolo de seguridad TLS*, el más extendido en las transacciones online seguras. La mayoría de los navegadores web muestran un icono de candado cuando se establece esta conexión.

5- Usa una contraseña segura. No elijas palabras cotidianas, nombres de familiares o fechas de cumpleaños. Utiliza combinaciones de letras mayúsculas y minúsculas, números y símbolos. Trata de tener una contraseña diferente para cada cuenta. ¡Ni se te ocurra tener como contraseña la famosa 12345678!

 

¿Qué hacer si no estás satisfecho con el producto o servicio?

1- Tienes cinco días hábiles para devolverlo, el sitio deberá reintegrarte la totalidad del dinero.

2- Si el producto presenta una falla o defecto, se puede exigir cambio o la reparación. Si el inconveniente persiste también puedes exigir la devolución del dinero.

3- En caso de no obtener respuesta favorable puedes interponer una demanda ante la Superintendencia de Industria y Comercio.

4- Para evitar procesos judiciales la Superintendencia ha dispuesto Sicfacilita, una herramienta virtual mediante la cual la entidad es mediadora entre el proveedor y el consumidor y así lograr una conciliación.

 

*TLS: Transport Layer Security- Seguridad de la capa de transporte.

Fuentes: Cámara de Comercio Electrónico, Revista Portafolio, Paypal, Inc., Amazon.com y Superintendencia de Industria y Comercio.

 

En Comfama puedes comprar en línea:

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Adquirir un producto o servicio por Internet desde tu casa u oficina ha tomado cada vez más fuerza. Pero la seguridad en estas transacciones es vital para que tu experiencia como usuario sea la mejor.
" />