Cambia de hábitos con tu smartphone

mujer sonriendo vida saludable
Alejandra se convirtió en un ejemplo familiar. Su hermano actualmente intenta lograr lo mismo que ella.
¿Quién pensaría que el cambio de vida que Alejandra quería estaba en su teléfono inteligente?

Año 2015. Alejandra deleitaba a sus oyentes con su canto, ese mismo que es su razón de ser, su afición y su profesión. Bajo las luces del escenario era feliz, pero no se sentía igual tras bambalinas.

Dos sucesos marcaron su vida: la pérdida de un amigo y el final de una relación amorosa. Ambos la llevaron a una profunda depresión que le generó ansiedad y esta última solo encontró alivio en la comida. Su trastorno alimenticio la hizo aumentar 30 kilos: en menos de dos meses llegó a los 90.

Un día, frente al espejo, decidió buscar aplicaciones en su smartphone que le ayudaran a controlar las calorías que comía. Descubrió diferentes alternativas: primero, la youtuber Nathy Arcila, y luego, la aplicación My fitness pal.

(Lee también: Wellness para principiantes, capítulo 1).

Con la app comprendió que no era necesario ir cinco o seis horas diarias al gimnasio, que el 75% del éxito está en la alimentación y que el resto es ejercicio. Así, entró en un riguroso régimen alimenticio y de ejercicios con el que logró perder 25 kilos en cinco meses.

La tecnología, sumada a la disciplina, puede servir para cuidar la salud y, además, para cumplir propósitos en la vida. Alejandra lo logró, ya no está deprimida, cambió su alimentación y su forma de pensar y de vivir. Hoy es feliz.

Alternativas para cuidar tu salud y perder peso

MyFitnessPal (iOS y Android)

Te ayuda a llevar control personalizado sobre las calorías que se consumen y de la pérdida de las mismas mediante el ejercicio. Es gratuita y también cuenta con una versión premium.

 

¿Con el uso de aplicaciones para bajar de peso puedo cruzar la línea entre ser una persona saludable y una adicta a la belleza?

Lo que puede empezar como una buena fuente de información, al final puede convertirse en una herramienta que perpetua una conducta obsesiva.
Por eso la nutrióloga Marcela Escobar recomienda, antes de usar este tipo de aplicaciones, evaluar si llevamos un estilo de vida saludable y si tenemos
una buena relación con la comida. De lo contrario es fácil cruzar la línea y desarrollar conductas nocivas. Si la aplicación se vuelve indispensable para comer o no, ese ya es un signo de alerta.

 

 


Inscríbete por Internet a los Centros de acondicionamiento físico de Comfama y comienza a fomentar hábitos en tu vida que mejoren tu salud. También puedes matricularte a nuestros cursos de comida saludable.

Regresa: Preguntas de la era digital 

1 Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quién pensaría que el cambio de vida que Alejandra quería estaba en su teléfono inteligente?
" />